Archivo de categoría Publicaciones

PorEducación Continua

En breve…

Nuestros expertos en temas de políticas públicas están generando contenidos para tí.

PorEducación Continua

¿Porqué un diplomado en políticas públicas en salud?

Los problemas de salud, son infinitos;
los recursos para resolverlos, finitos

St. Luke Escuela de Medicina y Sequor Salud  se han dado a la tarea en este primer Diplomado de diseñar, desarrollar y realizar un programa académico orientado a la investigación y divulgación de conceptos actualizados sobre  Políticas Públicas y su aplicación en el análisis y propuestas de solución de los principales problemas de salud que afectan a la población mexicana como son las enfermedades crónicas no transmisibles (diabetes, enfermedad cardiovascular, cerebrovascular, enfermedades pulmonares obstructivas crónicas), los relativos al área materno infantil (embarazo en adolescentes, muerte materna y perinatal entre otros), el cáncer en adultos y niños (mamario, prostático, pulmonar, leucemia), las enfermedades mentales (depresión, trastorno bipolar) y neurodegenerativas (Parkinson, Alzheimer).

El conocer y entender con precisión los conceptos generales y específicos de las Políticas Públicas permitirá su aplicación racional en el sector salud siguiendo los lineamientos planteados por Organismos Internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

El análisis de los casos de éxito y fracaso en otros países nos permitirá buscar la aplicación del concepto de “Salud en todas las Políticas” del gobierno federal, todo esto, con el objetivo principal de analizar la situación de nuestro Sistema de Salud y la posible Universalidad y acceso universal a los servicios de salud en México.

México, un país con más de125 millones de habitantes, distribuidos en el territorio nacional en forma atípica con  más de 50 mil grupos de menos de 500 habitantes asentados en lugares por demás distantes y de muy difícil acceso en su gran mayoría, y que presenta además la tercera etapa de la “transición demográfica” junto con la “epidemiológica”, observada en las últimas décadas dan pauta al inicio de un gran programa de políticas públicas en salud (PPS) y de Salud en Todas las Políticas (STP) para la solución en el corto, mediano y largo plazo a los problemas que afecta a toda la población mexicana.

De acuerdo con diversos autores[1], las políticas públicas se definen como aquella actividad en la que se identifican necesidades, se plantean alternativas de solución involucrando a todas las partes interesadas, gobierno, academia, sociedad civil, industria, etc.

Las políticas públicas entendidas como tal, deberán surgir como parte de la actividad gubernamental, responsable de definir el marco legal en el que habrán de desarrollarse todo tipo de actividades orientadas a mantener el bienestar social.

Las políticas públicas representan una herramienta de gran valor para la solución de los problemas sociales que afectan a todos los miembros de la población y en la cual pueden y deben participar todas las personas de la sociedad civil y representantes gubernamentales, desempañando cada uno el papel que le corresponde como actores responsables.

En el proceso para el desarrollo de una política pública, en una primera instancia podría verse difícil la identificación de un problema que ha afectado, afecta o afectará a la población en su totalidad, sin embargo, cuando se habla de las condiciones de salud y enfermedad de los individuos sin importar género, edad, religión, ocupación o ubicación, esta dificultad para identificar éstas (la salud y la enfermedad) como problema social, con relativa facilidad se aceptan por todos los actores de la sociedad.

Las políticas públicas en salud representan un tema de gran interés tanto para los gobiernos  como para las Instituciones y Organizaciones internacionales con experiencia en el tema y que buscan el desarrollo de estas herramientas en países que por diversos motivos no se han alcanzado los niveles de salud planteados.

Las políticas públicas en el sector de la salud, junto con las de otros sectores, tienen un enorme potencial en lo que se refiere a garantizar la salud de las comunidades[2].

De acuerdo con lo indicado en el Informe sobre la salud en el mundo 2008, las políticas que deben aplicarse son:

  • Políticas sistémicas: disposiciones que es preciso adoptar en los elementos constitutivos de los sistemas de salud para apoyar la cobertura universal y la prestación eficaz de servicios (relacionadas con los medicamentos esenciales, la tecnología, el control de la calidad, los recursos humanos, la acreditación, etc.)
  • Políticas de salud pública: intervenciones específicas necesarias para hacer frente a los problemas sanitarios mediante actividades transversales de prevención y promoción de la salud. Políticas en otros sectores: contribuciones a la salud que pueden llevarse a cabo mediante la colaboración intersectorial, conocida como la “la salud en todas las políticas” y se basa en el reconocimiento de que es posible mejorar la salud de la población mediante políticas controladas principalmente por sectores distintos del sanitario[3].

Como sucede a menudo cuando se tienen en cuenta los determinantes sociales, económicos y políticos de la enfermedad, las mejoras dependen de una colaboración fructífera entre el sector de la salud y otros sectores.


[1] Harold Lasswell (1988) Politics: Who gets what, when, and how. St. Martin´s Press. New York

[2] Informe sobre la salud en el mundo 2008. Capítulo 4. Políticas públicas para la salud pública OMS-OPS

[3] Stahl, T., et al, eds. Health in all policies:prospects and potentials. Helsinky, Ministry of Social Affairs and Health, 2006

PorEducación Continua

¿Qué son las políticas públicas?

He llegado a la conclusión de que la política es un asunto demasiado serio
para dejarlo en manos de los políticos.
Charles de Gaulle, Presidente de Francia (1890-1970)
 

Las políticas públicas (PP) representan una herramienta de gran valor para la solución de los problemas sociales que afectan a todos los miembros de la población y en la cual pueden y deben participar todas las personas de la sociedad civil y representantes gubernamentales, desempañando cada uno el papel que le corresponde como actores responsables.

Es común asociar el concepto de políticas públicas a las meras acciones de gobierno, de tal modo que cualquier acción de los actores gubernamentales es considerada erróneamente como políticas públicas. Los gobiernos no son ya los únicos actores en las fases del ciclo de las políticas, si bien toda política pública es una acción de gobierno, no se reduce a éste como lo refiere Aguilar Astorga[1]. Sino que pueden ser señaladas como herramientas útiles y sencillas, para la comprensión de la interacción entre las necesidades del pueblo y los planes del estado, tal como lo refiere Majone[2] que rescatar la naturaleza pública de las políticas es el punto clave.

Utilizar herramientas incorrectas, o correctas pero en forma errónea, puede ser peor que no abordar el problema, seguramente en México todos estamos de acuerdo que es urgente resolver los problemas de salud (prevención, curación, rehabilitación, etc.) de la población, así como contar con un Sistema de Salud que garantice el acceso a todos los niveles de atención médica en forma oportuna, eficiente y de forma equitativa y solidaria.

El objetivo principal se enfoca en sentar las bases para abordar los aspectos más importantes sobre políticas públicas en salud, la salud en todas las políticas públicas, así como los relativos al tema de universalidad y acceso universal a los Servicios Médicos en México.         

El valor que una sociedad asigne al Estado y el grado de confianza que tenga en las instituciones como reguladoras de las diferencias que surgen entre sus miembros, se reflejan en la importancia y la confianza que tenga en las políticas públicas.

Como conclusión, las políticas públicas han de responder a las necesidades de las personas y  para ello, es necesario que éstas se lleven a cabo en función de los criterios de oportunidad, calidad y transparencia, logrando la participación integra de todos los actores y a su vez la preocupación final hacia la sociedad.


[1] Aguilar Astorga y Lima Facio: ¿Qué son y para qué sirven las Políticas Públicas?, en Contribuciones a las Ciencias Sociales, septiembre 2009, www.eumed.net/rev/cccss/05/aalf.htm

[2] Majone, G. (1989), Evidencia, argumentación y persuasión en la formulación de políticas. México, D.F.: Colegio Nacional de Ciencias Políticas y Administración Pública, A.C. y Fondo de Cultura Económica